Ciencia

publicidad
13 de abril de 2012 • 11:56 AM

Pingüinos emperador en Antártida son más del doble de lo estimado (estudio)

 

La población de pingüinos emperador en la Antártida es casi el doble de lo estimado, según imágenes satelitales recogidas en un estudio internacional publicado el viernes en Estados Unidos.

"Estamos encantados de haber podido localizar e identificar a un número tan grande de pingüinos emperador", dijo el autor principal del estudio Peter Fretwell, un geógrafo del organismo Investigación Antártica Británica (BAS, por su sigla en inglés), agencia nacional del Reino Unido en la Antártida.

Fretwell dijo que fueron contabilizadas unas 595.000 de estas aves, casi el doble de las estimaciones anteriores de 270.000 a 350.000 ejemplares.

"Este es el primer gran censo de estas poblaciones de pingüinos realizado a partir de observaciones satelitales", agregó.

Los pingüinos emperador, la especie de pingüino de mayor tamaño, no pueden volar, pero son conocidos por reunirse en grupos para mantenerse calientes en el hielo en condiciones de viento frío de -60°C. Los machos también empollan los huevos de su pareja, mientras la hembra sale a la caza de peces y krill.

En las imágenes satelitales se distinguen claramente estos pingüinos, cuyos colores blanco y negro contrastan con el hielo, y los investigadores contaron 44 colonias a lo largo de la costa de la Antártida, siete de las cuales habían sido previamente identificadas.

Los científicos ven con preocupación que el derretimiento de los hielos por el calentamiento global, sobre todo en el norte de la Antártida, ponga en peligro el hábitat de estos pingüinos.

"La investigación actual sugiere que las colonias de pingüinos emperador se verán seriamente afectadas por el cambio climático", dijo otro de los investigadores, Phil Trathan, también de la BAS.

"Un censo más preciso de todo el continente que se pueda repetir de forma regular nos ayudará a monitorear con mayor precisión los impactos de futuros cambios en esta emblemática especie", señaló.

Otra de las científicas, Michelle LaRue, de la Universidad de Minnesota (norte de Estados Unidos), dijo que la técnica también permitirá contabilizar a otras especies con mayor precisión.

"Las implicaciones de este estudio son de gran alcance: ahora tenemos una manera efectiva para aplicar nuestros métodos a otras especies poco conocidas en la Antártida, para fortalecer la investigación en curso, y para proporcionar información precisa a los esfuerzos internacionales de conservación", indicó.

Entre los colaboradores del estudio están la Institución Scripps de Oceanografía y la División Antártica Australiana, con fondos adicionales de la National Science Foundation de Estados Unidos.

AFP AFP - Todos los derechos reservados. Está prohibido todo tipo de reproducción sin autorización.