publicidad
13 de diciembre de 2011 • 01:54 PM

Honduras: militares reprimen protesta por asesinatos de periodistas

 

Militares hondureños reprimieron con bombas lacrimógenas a unos 100 periodistas que protestaban este martes frente a la Casa Presidencial de Honduras, por el asesinato de 17 comunicadores en los dos últimos años, constató un periodista de la AFP.

El ataque provino de unos cien oficiales de la Guardia de Honor Presidencial contra los miembros de una agrupación denominada "Periodistas por la Vida y la Libertad de Expresión", la mayoría mujeres, cuando se aglomeraban en las proximidades de la Casa de Gobierno, en el este de la capital.

Los periodistas, sin embargo, mantuvieron la protesta luego del lanzamiento de los gases que les produjeron problemas visuales y de respiración.

El secretario de Comunicaciones de la Presidencia, Miguel Angel Bonilla, salió a investigar el incidente y manifestó a los afectados que "el presidente Porfirio Lobo no ha dado ninguna orden de ningún tipo de represión".

Durante la marcha, los manifestantes cargaron un ataúd como símbolo del asesinato de los 17 colegas desde 2010, el último perpetrado el 6 de diciembre, cuando dos hombres dispararon desde una motocicleta contra la comunicadora Luz Paz.

"Estábamos protestando por las muertes y la impunidad en que se mantienen todos los casos cuando nos lanzaron las bombas lacrimógenas", denunció a la AFP Pety Sierra, una de las organizadoras de la protesta.

"No permitamos que el silencio abone el terreno de quienes nos están exterminando por hacer ese periodismo decente y justo que requiere nuestro país. Demandemos un alto a la criminalidad y sobre todo a la impunidad", anotó un comunicado de "Periodistas por la Vida y la Libertad de Expresión".

El gobierno no ha investigado a fondo las muertes de periodistas pese a presiones incluso internacionales, situación que organismos humanitarios atribuyen a la inoperancia y desidia de los organismos de investigación del Estado.

Honduras atraviesa por una ola generalizada de violencia, en la que según investigaciones hasta policías son parte del crimen organizado y que ha ubicado al país con la tasa de homicidios más alta del mundo, con 82 por cada 100.000 habitantes.

AFP AFP - Todos los derechos reservados. Está prohibido todo tipo de reproducción sin autorización.