Crímenes

publicidad
24 de enero de 2013 • 10:42 AM

Nueva investigación sobre presunta corrupción de primer ministro paquistaní

El Tribunal Supremo de Pakistán ordenó este jueves una nueva investigación por presunta corrupción del primer ministro paquistaní, Raja Ashraf, y una indagación sobre la muerte de uno de los agentes encargados de este caso.

Kamran Faisal, quien formaba parte del equipo de la Agencia Gubernamental Anticorrupción (NAB) que debía determinar si Ashraf y otras 15 personas recibieron sobornos en el marco de contratos ilegales de suministro de electricidad firmados por el gobierno, fue encontrado "muerto en su habitación" de la residencia gubernamental donde vivía con varios colegas de la NAB, el viernes 18 de enero.

El martes 15 de enero, el Tribunal Supremo había ordenado la detención de 16 personas, entre ellas Ashraf, acusadas de corrupción, mostrando su impaciencia frente a los escasos progresos que, según la más alta jurisdicción del país, la NAB había realizado en el caso de los contratos energéticos.

El jueves 17 de enero, el Tribunal Supremo de Pakistán había concedido un breve respiro al primer ministro, al aplazar hasta este jueves el estudio del caso, poco después de que la NAB indicara que el dossier contra ellos no era lo suficientemente detallado como para justificar su detención.

Este jueves, el Tribunal ordenó ampliar las investigaciones sobre presunta corrupción de Ashraf y otros dirigentes, tras la huida del país de Tauqir Sadiq, quien dirigiera la autoridad de regulación del petróleo y el gas. Sadiq huyó tras ser acusado de haber malversado 850 millones de dólares e investigadores sospechan que el ministro del Interior lo ayudó a escaparse.

AFP AFP - Todos los derechos reservados. Está prohibido todo tipo de reproducción sin autorización.