publicidad
11 de octubre de 2012 • 08:24 PM

Biden y Ryan, enemigos políticos con muchas cosas en común

Biden y Ryan tiene más cosas en común de las que parecen.
Foto: Especial Terra
 

El debate vicepresidencial enfrenta a un veterano y experimentado político como, Joe Biden, contra la estrella ascendente de los republicanos, Paul Ryan, quien deberá demostrar su capacidad retórica ante uno de los rivales más duros de la arena política estadounidense.

EE UU: Danville se prepara para el debate vicepresidencialHaz clic para ver el video en Terra TV
EE UU: Danville se prepara para el debate vicepresidencial

Conoce el mapa electoral, estado por estado 

No obstante, aunque tratan siempre de señalar y destacar sus diferencias, ambos comparten más de un aspecto en común.

Entre ellos, su pasión por Washington, donde llegaron a comienzos de su carrera política y lugar en el que se encumbraron como hombres de relieve dentro de sus respectivos partidos.

Paul Ryan, de 42 años, llegó al Congreso con 28 años, mientras que Joe Biden, de 69, lo hizo a los 30 años, y ambos carecen de otra experiencia profesional de peso, más allá de los entresijos de los pasillos del Congreso y fuera de Washington.

Quizá por ello, tanto uno como el otro tratan de compensar su cotidianeidad en la capital estadounidense con habituales y comentadas escapadas a Wisconsin y Delaware, sus respectivos lugares de origen.

Otro punto en común es que ambos se declaran católicos practicantes y tienen ascendencia irlandesa, pero Ryan y Biden también coinciden en sostener una compleja relación con los preceptos de la religión que profesan, aunque por diferentes motivos.

Ryan, conocido principalmente por ser autor de un drástico plan de reducción del déficit que incluye una privatización parcial del Medicare, el programa social federal para ancianos y jubilados, ha sido criticado por la jerarquía católica de Estados Unidos.

Por su parte, Biden ha tenido encontronazos con la iglesia católica por sus opiniones abiertas y progresistas acerca del aborto y el matrimonio homosexual.

Donde no coinciden es en su experiencia en este tipo de eventos.

El debate vicepresidencial para Biden, que se ya se encaró en 2008 con la candidata vicepresidencial Sarah Palin, será una nueva oportunidad para enfrentarse con una joven y prominente figura del partido republicano ligada al conservador movimiento Tea Party.

Por otro lado, para Ryan será su prueba de fuego en el ámbito nacional.

Además, Biden representa la vieja escuela, mientras que Ryan encarna a la nueva generación de políticos que tratan de desafiar el "status quo" con un retórica directa y clara que da la espalda a la argumentación y se decanta por los números y las cifras.

En este sentido, el actual vicepresidente es conocido por sus meteduras de pata y su poco pudor a la hora de atacar a sus rivales políticos, y se caracteriza por apelar a las historias personales de los ciudadanos de a pie.

Ryan, por su parte, deberá demostrar cómo convierte su profundo conocimiento de las interioridades del Congreso y las complejas artes presupuestarias en un discurso sencillo y contrastado para los telespectadores ante el experimentado vicepresidente. 

EFE en español EFE - Agencia EFE - Todos los derechos reservados. Está prohibido todo tipo de reproducción sin autorización escrita de la Agencia EFE S/A. Terra