Elecciones Presidenciales 2012

publicidad
27 de agosto de 2012 • 03:32 PM • actualizado a las 03:38 PM

Inicio simbólico de Convención, con protestas afuera

Cientos de manifestantes marcharon frente a la Convención Republicana en Tampa.
Foto: Getty Images
 

TAMPA, Florida - En medio de la lluvia, varios centenares de manifestantes marcharon hoy por la ciudad de Tampa para protestar contra las políticas conservadoras, coincidiendo con la celebración de la Convención Nacional Republicana (RNC) que se inicia mañana martes pero que fue lanzada en una ceremonia simbólica hoy por el presidente del Partido, Reince Preibus.

What is Your Idea For a Better Country?

Organizada por una coalición de grupos estudiantiles, sindicales, de defensa de las minorías, "ocupas" y activistas contrarios a la guerra, la marcha transcurrió sin incidentes, vigilada muy de cerca por un fuerte dispositivo policial, frente al Convention Center, en el centro de la ciudad.

Un equipo de Terra USA está presente en la Convención, con toda la información de interés para nuestros usuarios.

Los participantes gritaron consignas contrarias al Partido Republicano, también conocido como Grand Old Party (GOP, en inglés), como "Stop to GOP", "No financies la guerra con nuestros impuestos" o "Somos el 99 %".

La "Marcha sobre la RNC" pretende denunciar la supuesta falsa de sensibilidad de los republicanos, y en general de los partidos tradicionales, hacia las minorías, los marginados y quienes sufren en EE.UU. y en el mundo las consecuencias de la crisis económica.

Mara Hidalgo, una joven estudiante latina sin papeles, subió al escenario instalado frente a la sede de la Convención para pedir un camino a la ciudadanía y recordar que la voz latina importa en estas elecciones.

"Sí se puede", gritaban otros reproduciendo el eslogan que llevó al demócrata Barack Obama al triunfo en las elecciones presidenciales de 2008.

Inicio simbólico

Mientras tanto, la convención se inauguró con una ceremonia simbólica en Tampa, Florida, que se suspendió en seguida debido a la tormenta tropical Isaac.

Reince Preibus, presidente del Comité Nacional Republicano, abrió la sesión a las 14H00 locales (18H00 GMT), ante algunos militantes y delegados del partido que asistieron a este foro que estaba mayormente vacío.

Se suponía que este lunes se iba a inaugurar con bombos y platillos el primero de los cuatro días de actividades de este cuidado espectáculo de la política estadounidense, en el cual tradicionalmente se produce la investidura oficial del candidato a la Casa Blanca de cada partido.

Los demócratas celebrarán su convención entre el 3 y el 6 de setiembre próximo en Charlotte, Carolina del Norte.

Con la ausencia de gran número de participantes debido a la tormenta, Preibus realizó la ceremonia de un minuto de duración y luego se levantó la sesión hasta el martes.

Según el guión original, tras este acto empezaría una sucesión de discursos de figuras estelares del partido, pero ello ocurrirá a partir del martes.

Preibus activó dos relojes diseñados para resaltar "la imprudencia fiscal" de la administración Obama.

Uno mostraba la cifra de 15,9 billones de dólares de la deuda nacional de Estados Unidos y el otro reactivaba el reloj desde cero para mostrar la cantidad de deuda que se acumula durante los cuatro días de la convención.

"El primer reloj hará comprender la magnitud real del problema, mientras que este segundo reloj tratará de convencer a la nación de lo mucho que gasta nuestro gobierno en el lapso de sólo cuatro días", dijo Preibus en un comunicado.

Funcionarios del Partido Republicano detallaron las agendas para las noches del martes y miércoles durante la convención que culminará el jueves con el discurso de aceptación de Romney, después de una presentación por la estrella hispana del partido Marco Rubio, el senador por Florida de origen cubano.

Terra