HEADER MARKUPS

La UE busca alcanzar compromisos en Rio+20

Comentários0
Un hombre protesta frente a la sede de la conferencia sobre desarrollo sustentable en Río.
Un hombre protesta frente a la sede de la conferencia sobre desarrollo sustentable en Río. (AP)

La Unión Europea (UE) hará "hasta último momento" todo lo posible para alcanzar un "compromiso creíble" durante la cumbre Rio+20 de la ONU sobre desarrollo sostenible que se llevará a cabo del 20 al 22 de junio en Rio de Janeiro.

"Intentaremos lograr un compromiso creíble, irreversible, que refleje un verdadero cambio", aseguró Janez Potocnik, Comisario Europeo para el Medio Ambiente.

"Tenemos que alcanzar un acuerdo", urgió. Pero pocos días antes de que se celebre la cumbre para intentar encontrar soluciones ante la acelerada degradación del planeta, el comisario europeo admitió que hay muchas dificultades que entorpecen la posibilidad de un consenso.

"No tenemos ninguna garantía", afirmó durante una conferencia de prensa.

"Las prenegociaciones en Nueva York no mostraron muchos avances y nos esperan días muy difíciles", deploró. "La cumbre contempla asuntos complejos, muchos temas difíciles de manejar", precisó.

Bajo cobertura de anonimato, los negociadores europeos fueron bastante más vehementes. "Será muy díficil definir medidas concretas y obtener fechas", admitió una fuente a la AFP. "No hemos alcanzado ningún compromiso durante el proceso de negociación. No habrá nada concreto, mucho blablablá y declaraciones de buenas intenciones", estimó otra fuente.

El presidente francés, François Hollande -uno de los pocos mandatarios de potencias occidentales que confirmó su asistencia-, advirtió del riesgo de "fracaso" y urgió a una "toma de conciencia" para volver a poner en la agenda la cuestión ecológica, relegada a segundo plano por la crisis económico-financiera mundial.

En las negociaciones informales sobre el acuerdo que los participantes deberían firmar el 22 de junio, cada país y cada grupo de interés defendió sus posiciones con vehemencia. Pero al concluir la última ronda, el 2 de junio, los delegados sólo habían alcanzado acuerdos sobre 70 de los 329 puntos de discusión (un 21% del total). Y la mayoría versaban sobre generalidades forzosamente consensuales.

Las divergencias seguían en cambio vivas sobre asuntos esenciales, como el cambio climático, los océanos, la alimentación y la agricultura, así como sobre la definición de las metas, las transferencias de tecnología y la economía verde.

Unos 130 jefes de Estado y de gobierno, decenas de miles de funcionarios de colectividades locales, ONG, empresarios, militantes y jóvenes se darán cita en Brasil, 20 años después de la Cumbre de la Tierra, también celebrada en Rio.

La secretaria de Estado estadounidense Hillary Clinton conducirá la delegación de su país.

Además de Potocnick, otros tres comisarios europeos participarán en la cumbre Rio+20: Connie Hedegaard (Clima), Dacian Ciolos (Agricultura) y Andris Piebalgs (Desarrollo). El presidente de la Comisión Europea, José Manuel Barroso, también dijo que tenía la intención de ir, a no ser que la situación de la crisis de la deuda europea se lo impida.

El Programa de Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA) presentará un informe con constataciones contundentes: alza de emisiones de gases de efecto invernadero, acumulación de residuos, disminución rápida de las reservas de peces, amenazas para la biodiversidad y falta de agua potable para millones de personas.

Los debates estarán centrados en la "economía verde" (energías renovables, selección de residuos, construcciones productoras de energía), en el refuerzo de instancias mundiales decisorias y en el eventual establecimiento de "metas de desarrollo sostenible" mensurables y ambiciosas. "Un verdadero programa de rescate mundial", afirma el responsable de una ONG.

Esta será la cuarta cumbre de desarrollo sostenible de la historia, después de las de Estocolmo en 1972, Rio de Janeiro en 1992 y Johannesburgo en 2002.

Terra - Todos los derechos reservados. Está prohibido todo tipo de reproducción sin autorización.