HEADER MARKUPS

 
 

Noticias » Noticias

 México se prepara por huracán Olaf, mientras Larry se debilita
6 de Octubre de 2003 08:22

México intensificó su estado de alerta en el suroeste del país después de que la tormenta tropical Olaf se convirtió en un huracán, en el noroeste el huracán Nora avanzaba hacia tierra y en la costa del Golfo tocó tierra la debilitada tormenta Larry.

06/oct/2003.- El gobierno preparó albergues para la población afectada por las intensas lluvias, pero sólo se utilizaron algunos en Tabasco para refugiar a habitantes de asentamientos irregulares cercanos a la costa y se esperaba que el lunes regresaran a sus casas.

Aunque México se encuentra cercado en el Océano Pacífico por los huracanes Olaf y Nora y en el Golfo por la tormenta Larry, las intensas lluvias no han dejado víctimas ni daños materiales de consideración hasta el momento, según las autoridades.

El gobierno de México emitió un alerta de huracán por la llegada de Olaf a los estados de la costa del Pacífico, desde San Blas, en Nayarit, hasta Punta San Telmo, en Michoacán, incluyendo las Islas Marías, donde hay una cárcel de alta seguridad.

El centro de Olaf estaba situado a 195 kilómetros al sur-suroeste del puerto occidental de Manzanillo, en el estado de Colima, y viajaba hacia el noroeste a 13 kilómetros por hora, dijo el Centro Nacional de Huracanes, con sede en Miami.

Olaf, con vientos máximos sostenidos de 120 kilómetros por hora, afecta al territorio mexicano con lluvias y vientos, pero su centro pasaría paralelo a la costa, sin tocar tierra, según los pronósticos. No obstante, si cambia su dirección hacia el este, tocará tierra, explicó el Centro.

En tanto, el huracán Nora disminuía ligeramente la intensidad de sus vientos y avanzaba hacia el noroeste sobre el Pacífico, acercándose hacia la península de Baja California Sur.

El punto más afectado por Nora eran las Islas Revillagigedo, con lluvia intensa, vientos y oleaje fuertes, pero en esa zona sólo habitan algunos marinos mexicanos que se prepararon días antes para la llegada de Nora, según las autoridades.

Nora estaba situado a 525 kilómetros al suroeste de Cabo San Lucas, en Baja California Sur, moviéndose a 9 kilómetros por hora, con vientos máximos de 150 kilómetros por hora.

El huracán se movería lentamente hacia tierra durante los próximos días hacia Baja California Sur, un estado que ha sido golpeado por dos huracanes este año y que ahora también es amenazado por el posible paso de Olaf, según los pronósticos del Centro Nacional de Huracanes.

LARRY EN TIERRA SE DEBILITA

La tormenta Larry, que desde el miércoles ha permanecido prácticamente estacionada sobre el Golfo de México, tocó tierra el domingo y se movía lenta y débilmente sobre la zona de Veracruz hasta Campeche, afectando principalmente al estado de Tabasco, en el sureste mexicano.

"Evacuamos a 550 personas y las llevamos a 17 albergues ayer (sábado) en la noche pero posiblemente van a regresar a sus casa mañana (lunes)", dijo Crystiam Estrada, una funcionaria del gobierno de Tabasco, a Reuters.

El gobierno mexicano mantuvo una alerta de tormenta tropical desde Veracruz hasta Ciudad del Carmen, en Campeche, por las intensas lluvias, aunque esperaba que Larry se degradara a depresión tropical la noche del domingo.

Larry, situado a 60 kilómetros al este de Coatzacoalcos, Veracruz, avanzaba a 4 kilómetros por hora hacia el sur con vientos máximos sostenidos de 65 kilómetros por hora y seguiría en esa dirección, adentrándose en tierra, según el reporte del Centro Nacional de Huracanes de las 2400 GMT.

Las intensas lluvias desatadas por la tormenta han ocasionado inundaciones de hasta 1,20 metros de altura en zonas urbanas, además de dañar puentes y cultivos, principalmente en Veracruz, y la tarde del domingo afectaban sobre todo a Tabasco.

En Coatzacoalcos, una portavoz del departamento de Protección Civil local dijo que se habían registrado lluvias intermitentes y vientos de 70 kilómetros por hora a 50 kilómetros por hora.

"No hemos tenido que utilizar ninguno de los albergues que teníamos preparados y no ha habido desbordamiento de ríos. Algunas casas abandonadas cayeron al mar debido a las olas tan fuertes, pero ese fue el único daño", dijo la portavoz.

Los puertos petroleros de Dos Bocas, en Tabasco, y de Pajaritos, en Veracruz, continuaban cerrados desde el viernes, mientras que el de Cayo Arcas, en Campeche, ya reanudó sus actividades, pese a que persiste el mal tiempo en el Golfo.

México ha sido afectado en el 2003 por una temporada especialmente lluviosa que en septiembre cobró 15 vidas y en todo el año ha dejado cuantiosos daños materiales y unos 50,000 damnificados.

Terra - Todos los derechos reservados. Está prohibido todo tipo de reproducción sin autorización.