HEADER MARKUPS

 
 

Noticias » EE.UU.

 Tormenta Ingrid se intensifica sobre el Atlántico
14 de Septiembre de 2007 00:21

Tormenta Ingrid

Tormenta Ingrid
Foto: AP

14/09/2007 - 02:53 (GMT)La tormenta tropical Ingrid, la novena identificada con nombre de la temporada de huracanes 2007, se intensificó levemente el viernes mientras avanzaba en aguas abiertas del Océano Atlántico, pero no se prevé que se convierta en un huracán, dijeron meteorólogos estadounidenses.

A las 11.00 hora del este (1500 GMT), Ingrid se ubicaba a alrededor de 1.210 kilómetros al este de las Antillas Menores, en el Caribe, y se dirigía al nor-noroeste a casi siete millas por hora (11,2 kilómetros por hora), informó el Centro Nacional de Huracanes de Estados Unidos (NHC, por sus siglas en inglés).

Los vientos máximos sostenidos de Ingrid habían alcanzado los 75 kilómetros por hora, pero el centro de huracanes dijo que se pronostica que el fortalecimiento sea temporal, debido a la cizalladura del viento, que es la diferencia entre dirección y velocidad en diferentes altitudes.

"Ya se observan en las imágenes satelitales los vientos fuertes superiores en dirección oeste, pronosticados por los modelos globales, y están dando contra el ciclón, o, como durante años se ha dicho en la jerga satelital, un puñal en el corazón," escribió el especialista del centro de huracanes Lixion Avila en una nota sobre la tormenta.

"Es posible que Ingrid no dure cinco días," dijo.

Ingrid estaría lejos de llegar a la intensidad de huracán. Las tormentas tropicales se convierten en huracanes cuando sus vientos alcanzan los 119 kilómetros por hora.

Sin embargo, la temporada atlántica de huracanes 2007 ya ha dado algunas sorpresas.

El jueves, el huracán Humberto llegó a la zona limítrofe entre Texas y Louisiana con una intensidad inesperada, y provocó la muerte de al menos una persona, obligó el cierre de tres refinerías e interrumpió el suministro de energía a más de 100.000 usuarios.

Se había pronosticado que tocaría tierra como una tormenta tropical, pero se fortaleció y convirtió en un huracán con vientos de 137 kilómetros por hora, un avance que los meteorólogos revelaron era el más veloz registrado para una tormenta cerca de tierra.

La temporada también fue testigo, por primera vez desde que comenzaron los registros en 1851, de dos huracanes de categoría 5, la máxima intensidad, que tocaron tierra el mismo año.

Los huracanes Dean y Félix alcanzaron el máximo nivel en la escala Saffir-Simpson a un ritmo temerosamente rápido y afectaron la península de Yucatán en México y América Central en agosto y septiembre, respectivamente.

AP - The Associated Press. Todos los derechos reservados.

Este material no puede ser copiado, transmitido, reformado o redistribuido.